Daniel Sotelsek

@dfedericos

Archivo para la etiqueta “danielsotelsek”

China está cambiando…

China is changing …

In a previous post we insist that many changes are happening: we saw how workers despite being better (the cake grows) they receive a small share of the average benefits. Poverty decreases but income distribution does not improve.

That a country with a GDP that is 75% of GDP of USA, has decided to change the course of their economic policy and deepen the market economy, is news that can not be ignored in the economic rewiew of the coming years.

En un post anterior insistimos que son muchas las transformaciones y cambios que están sucediendo como para pensar en los mismos términos a la hora del análisis económico: vimos como los trabajadores a pesar de estar mejor (la tarta crece) cada vez reciben una menor proporción de los beneficios, la pobreza disminuye pero la distribución de la renta no mejora.

Ahora sumamos a ese cambio otro que parece , a mi juicio, muy relevante:  el hecho que China se está transformando de una manera decisiva a la economía de mercado: si el 25% de casi todo cambia , el todo también tiene que cambiar.

Hace  25 años comenzaba a discutirse sobre la perestroika y poco tiempo después caía el muro de Berlín y se llevaba por delante a la Unión Soviética. La ruptura muy temida por Occidente no tenía efectos colaterales más allá de una contracción muy importante (cerca del 30%) del producto de la antigua URSS. Pero sin duda, la apuesta estaba hecha y mucha cosas comenzaban a cambiar para la economía mundial, especialmente las relaciones internacionales, comerciales y financieras.

Pero hace unos días asistimos a la consolidación que las cosas están cambiando a la hora de entender la economía: El 18 Comité Central del Partido Comunista en China consolidaba los cambios de apertura y reforma iniciado en 1978. A pesar de qué las reformas políticas van mucho mas lentas que las económicas no hay lugar a dudas que la forma de entender la economía a nivel mundial ya no será la misma.

A continuación pueden ver cuáles eran las pautas de los últimos comités.

unnamed

Las dudas estaban sobre la mesa pero la apuesta ha sido clara: el mercado deberá jugar un papel decisivo en la asignación de los recursos, visto desde occidente muchos dirán que es algo obvio y que se veía venir pero desde dentro implica el cambio más importante de los últimos tiempos. Los retos son de un gran calibre y entre ellos se encuentra duplicar el nivel de renta per cápita en 10 años y sobre todo mejorar el sistema de distribución del ingreso para mantener la estabilidad social (en términos occidentales).

En 35 años como se puede ver en el gráfico, las exportaciones pasaron de ser el 5% del PIB al 27% del PIB en 2012 y la Inversión del 30% al 45% lo cual justifica ese crecimiento cercano al 10% promedio durante 20 años y que ahora se ha ralentizado a una tasa nada despreciable del  7-8% . EL CCPC cree que este ritmo es sostenible en el tiempo si son capaces de cambiar la curva de consumo que según se observa en el gráfico ha pasado de 50% en 1978 al 35% en 2012: algo está cambiando cuando una economía con 1350 millones de habitantes decide comenzar a consumir y la economía china apuesta por el consumo interno en los próximos años y no por las exportaciones. Esto seguramente creará desequilibrios muy importantes pero ayudará  a mejorar un sistema que no tenía mucho más recorrido.

4

Esto traerá aparejado un crecimiento urbano sin precedentes, para 2015 el 52,6% de la población será urbana y para 2030 se necesitan albergar en las ciudades existentes o en las nuevas  cerca de 316 millones de personas. Esto implica generar nuevos stocks de capital ya que actualmente la diferencia con Japón y USA es de aproximadamente 15 veces: un trabajador en USA y Japón tiene 15 veces más de capital que en China lo cual indica el potencial de crecimiento y los oportunidades de crecimiento para los países exportadores de recursos naturales.

Otro tema a considerar en el caso que nos ocupa, es la cuestión de la energía (que trataremos de manera general en un próximo post). La demanda mundial de energía crecerá un 40% hasta el año 2035 y la demanda de China se habrá duplicado representado  un 25% de la demanda mundial tal cual se aprecia en el gráfico.

Captura de pantalla 2013-11-23 a la(s) 02.42.09

Que un país con un PIB que es el 75% del PIB de USA, haya decidido cambiar el rumbo de su política económica y profundizar en la economía de mercado, es una noticia a tener en cuenta. Son muchos más los datos que se podrían comentar como es el caso de las reservas, del ahorro interno, del deterioro ambiental etc… pero sin duda alguna la decisión de mejorar el consumo y apostar por el mercado no pueden pasar desapercibidos en el análisis económico de los próximos años.

Porqué no llega la recuperación económica….Qué está pasando……

Why economic recovery fails?

In reality, if you read between the lines, the opinion of the majority of the economists and the discussions at the academic forums is that things are not going well and that is basically due to two main reasons:

The first one, very well known, is that United States and Europe have not been able to get away from the state of economic apathy.There will never be recovery if the wirk force is not reactivated; the rest is just speculation and data on paper.The second one, more worrying and unknow, is that emergent countries along with China and India started to show signs of weaknesses in their economic performance.

En realidad si uno lee entre líneas, la mayoría de los economistas y las discusiones que se tienen en los foros académicos y mediáticos, es que la cosa no va bien y ello básicamente por dos razones: la primera de sobra conocida es que Estados Unidos y Europa no logran salir de un estado de apatía económica. Nunca hay recuperación sino se reactiva el mercado de trabajo, todo lo demás es pura especulación y cifras en un papel. Y la segunda, más preocupante y menos conocida, es que los países emergentes junto a China e India comienzan a tener signos de debilidad en el funcionamiento de sus economías: el sistema financiero no funciona tan bien como se pensaba y eso no es buena noticia porque si los emergentes no tiran del carro quién lo hará….

Por ello si véis los papers que se presentan en la conferencia anual que se celebrará en el FMI el 7 y 8 de noviembre (en honor a Stanley Fischer) el ánimo generalizado es que no sabemos que hacer con la política económica y menos aún con un crecimiento sano que genere empleo.

blog-imfdirect.imf.org/2013/11/01/the-imf-annual-research-conference-economics-of-crises―past-experiences-and-present-travails

La revista The Economist lleva un tiempo insistiendo en esta dirección: por una parte con la crisis del Euro que no es otra cosa que reafirmar que la deuda pública y privada en Europa tal cual se desarrollan los acontecimientos no se puede pagar (esto es con deflación a la japonesa nos volvemos mas competitivos pero la moneda se aprecia y estamos  igual que  al principio, eso sin contar que la deflación puede generar peores resultados sociales que la inflación).

http://www.economist.com/news/finance-and-economics/21588382-euro-zone-blighted-private-debt-even-more-government-debt-debtors?fsrc=scn/tw/te/pe/debtorsprison

20131026_FND001_1

Por un lado, comienzan aparecer los primeros indicios que algo pasa en Asia y para muestra un botón, varios países asiáticos tienen una deuda en viviendas que es muy parecida a la de 2008 en la OCDE y la pregunta es:  ¿qué pasará con los bancos?….Por ejemplo Malasia tiene un 80% del PIB en deuda privada de viviendas y eso es bastante si la economía no crece a tasas elevadas. También viene insistiendo en los problemas cambiarios y financieros de la India que ya tienen implicancias importantes en el comercio mundial.

http://www.economist.com/news/economic-and-financial-indicators/21588882-household-debt-asia?fsrc=scn%2Ftw%2Fte%2Fpe%2Fhouseholddebtinasia

20131102_INC692

Por otra parte China tiene una semana movidita, ya que el Partido Comunista debe decidir la dirección del plan quinquenal lo que significa decidir como continuar creciendo y cuál será su relación con el resto del mundo.

No menos llamativo es que el último número del Journal of International Money and Finance  (diciembre del 2013) está dedicado por completo a los emergentes y sobre todo al análisis del sistema bancario en la India (cuando el río suena es por que algo trae) ( En este sentido os recomiendo el artículo de Eichengreen y Gupta  y el de Acharya et all que adjunto solo el abstract  por razones de copyright).

 The Indian banking system was initially thought to be insulated from the global financial crisis owing to heavy public ownershipand cautious management. It was thus a surprise when some banks experienced deposit flight, as depositors shifted their money toward government-owned banks and specifically toward the State Bank of India, the largest public bank. While there was some tendency for depositors to favour healthier banks and banks with more stable funding, the reallocation of deposits towardthe State Bank of India cannot be explained by these factors alone. Rather it appears that the implicit government guaranteof the liabilities of the country’s largest public bank dominated other considerations._ 2013 Elsevier Ltd. All rights reserved.

 Todo esto sin contar con la quiebra de la petrolera en Brasil, con los temas políticos en USA y la discusión de la deuda, con el tema de la energía y el shale gas/oil que promete cambios estratégicos importantes en el medio oriente, con el tema del precio de las materias primas  etc etc

¿Qué esta pasando?

La segunda parte de este post está dirigida a una reflexión muy concreta sobre lo que está pasando: en mi opinión son muchas las transformaciones y cambios que ocurren pero quería traer a colación uno que me parece importante: la participación del trabajo en el PIB relacionado con la participación del capital. Esto lo cambia casi todo en materia de incentivos, de relaciones, de consumo, de convivencia, de comercio etc etc..

En los últimos 50 años como se puede ver en la gráfica la parte del pastel que se llevaban los trabajadores ha caído de manera pronunciada (siempre excluyendo al 1 o 2 % de trabajadores de rentas elevadas). Esto significa dos cosas: una que Kaldor y sus seguidores (que eran casi todos) se equivocaban al considerar que la parte del trabajo y del capital permanecería constante a través del tiempo (2/3 y 1/3 mas o menos). Y la segunda cuestión es que esto ya no solo es cierto en los países pobres sino también en los ricos.

20131102_FNC674_0

Sin duda alguna en los países ricos esto sucede en parte por la competencia de la mano de obra en los países pobres y también en las regulaciones existentes que hacen a las empresas de esos países menos competitivas, la solución no es fácil; si se protege con regulaciones al trabajador pueden pasar dos cosas: desempleo y deslocalización. En los países pobres la lucha es tremenda a la hora de lograr que se siga contratando mano de obra aunque sea mas barata antes que automatizar, pues las alternativas son muy duras: incremento del sector informal y marginación

Por ello, el dilema consiste en aceptar una disminución del porcentaje del trabajo en el pastel del crecimiento o bien aceptar la incorporación de tecnologías ahorradoras de trabajo que dejarán masas ingentes de parados e informales en el mundo (en todo caso que se acepte menos salario no asegura que no suceda lo segundo)

El problema no es nuevo, de lo que se trata es cómo lograr que los trabajadores pueden obtener parte del incremento de la productividad . Si esta es importante, como en los últimos 50 años, parece que eso no será posible. En otras palabras, a medida que crece la tarta no es posible mantener la participación del salario en la renta total (otro tema distinto es la desigualdad al interior del reparto de los trabajadores).

El contra argumento es que si los trabajadores pierden capacidad adquisitiva la economía tampoco crecería por insuficiencia del gasto, pero lo que realmente sucede  es lo siguiente: por un lado están los incentivos para que un trabajador de un país pobre acepte menor participación en las ganancias del crecimiento y eso os aseguro que es muy elástico y la otra es que a medida que se consolida la revolución tecnológica el coste de los bienes de inversión en relación a los bienes de consumo ha caído casi un 30% en los últimos 25 años. Todo ello indica que si la tarta crece no puede mantenerse el porcentaje que se lleva cada uno, la dinámica del crecimiento no es estable ni mucho menos.

La  discusión obviamente es mucho mas compleja que este breve relato, y tiene tantos matices como se quieran incorporar. Pero mi intención, era llamar la atención sobre cuestiones que están pasando (curiosamente muchos manuales de economía no acaban de reconocer este cambio) y este es un ejemplo de ello.

A su vez esto tiene sus consecuencias en la vida real pues a medida que pasa el tiempo y la economía crece, todos estamos mejor pero el porcentaje que tiene el trabajo nunca es estable: En México la renta per cápita ha crecido casi 3 veces en los últimos años  pero la parte del pastel  que se lleva el trabajo ya no es el 65% como antes sino sólo el 40%. Esto implica que la economía ya no funciona como pensaban los clásicos del crecimiento en los años 50.

Hay muchas  mas cosas que están pasando (cuál será la divisa del futuro, cómo afecta el medio ambiente y la tecnología de la información al funcionamiento de la economía, qué y como consumimos, etc, etc, cuál es el futuro del sistema  de naciones independientes, como se entenderá la educación y la salud) y  sin duda afectarán el funcionamiento y la forma de ver la ECONOMIA lo cual puede llevar a nuevos paradigmas hasta ahora no conocidos.

Qué dicen los expertos…

What experts say…

Pension System reform; What the expert say about it

Because in the previous post i published i had several comments about the reform that experts have proposed; I would like to share a  brief technical summary of what is proposed in order to clarify the arguments regarding the debate.

La reforma del sistema de pensiones: que dicen los expertos   informesostenibilidadpensiones

Debido a que en el post anterior he tenido varios comentarios sobre la reforma que han propuestos los expertos: a continuación hago un breve resumen técnico de lo que proponen con el objetivo de clarificar los argumentos del debate.

La propuesta de los expertos es interesante, aunque puede no ser éste el momento económico propicio para implementarla. Plantean una especie de regla de ajuste de las pensiones que priorice la sostenibilidad del sistema, por lo que en lo inmediato generarían una reducción en los montos percibidos. Los ajustes a los haberes dejarían de tener una relación directa únicamente con el nivel de inflación, para pasar a ser función de los ingresos y gastos de la seguridad social. Sin embargo, los sabios mantienen varios de los parámetros de la regla sin definir, de forma que el efecto sobre el nivel de las pensiones actuales pueden postergarse en el tiempo.

El factor de sostenibilidad, es decir el porcentaje de variación de las pensiones en cada año, se compone de dos partes:

Factor de Equidad Intergeneracional (FEI)

Factor de Revalorización Anual (FRA).

El FEI busca que las condiciones de las pensiones sean iguales para todos los jubilados, con independencia de la cohorte demográfica a la que pertenezcan. En otras palabras, con el sistema actual, un pensionado que su jubiló hace 5 años cobra lo mismo que otro que lo hizo en condiciones idénticas, pero este mismo año. Sin embargo, como la expectativa de vida hoy es mayor que hace cinco años, entonces es esperable que el pensionado reciente termine recibiendo una compensación total mayor que el más antiguo.

Para evitar esta desigualdad, la propuesta de los expertos es ajustar la pensión inicial de los nuevos pensionados por un factor, el FEI, que resulta del cociente entre la esperanza de vida de los que han entrado en el sistema en un momento anterior y la esperanza de vida de los nuevos jubilados que entran en un momento posterior. En definitiva, cuanto más años se espera que se reciba la pensión, el monto por período será menor, de manera que todos reciban un monto total esperado idéntico. Así, con la expansión de la expectativa de vida, el monto percibido por mes se reduce. Esto permite proteger al sistema de pensiones de la incidencia sobre el mismo de la mayor longevidad de los futuros jubilados.

En todo caso esto desde el punto de vista filosófico nos llevaría a que las personas que viven menos de la esperanza de vida han tenido una menor pensión que aquellos que han sobrepasado la esperanza de vida y por que razón deben ser éstos (los que no llegan) los que paguen a los que se pasan de la media (los sabios se quedaron cortos pues para esto también podría haber una especie de fórmula de capitalización sombra que se liquida al momento de la muerte).

En concreto, su fórmula es la siguiente

Para comprenderlo mejor, utilicemos el mismo ejemplo de los expertos en el informe. Hay dos personas que se jubilan a los 65 años, pero uno lo hace en 2014 y otro en 2015. En 2014, la esperanza de vida a los 65 años, según el INE, es 20,27 (unos 20 años y tres meses). En 2015, se espera que la esperanza de vida a los 65 años aumente a 20,42 (20 años y cinco meses). De esta forma, la persona que se jubila en 2015 tiene una esperanza de cobrar dos meses más de jubilación que quien lo hace en 2014. Para evitar que el primero posea un beneficio mayor que el segundo, con igual esfuerzo durante su vida laboral, al jubilado de 2015 se le aplicará el FEI, que en este caso asciende a 0,9928 (20,27 dividido por 20,42). Así, suponiendo que el jubilado de 2014 se corresponda un haber de 1000 euros, al de 2015 le corresponderá uno de 992,8 euros. ¿Qué sucedería si en el 2016 la esperanza de vida aumenta a 21,5 años?: sencillamente se recibe la misma cantidad solo que al ser dividida en más tiempo se recibe menso mes a mes.

Más allá de la mayor o menor justicia del FEI, lo cierto es que genera un incentivo interesante de cara a sostenibilidad del sistema, que es la demora en el momento del retiro. En efecto, en caso de postergar la decisión de jubilarse, el futuro pensionado verá incrementar su haber por dos motivos: el primero, por los mayores aportes realizados; el segundo por la menor cantidad de años esperados de disfrute de la pensión.

Una aclaración que se realiza en el informe es que, si bien la aplicación del FEI da lugar a una pensión inicial que irá disminuyendo respecto a su base reguladora, esto no implica que la pensión inicial tenga que ir bajando a medida que va aumentando el número de años. Como consecuencia del crecimiento económico o de un aumento del número de años cotizados, la base reguladora sobre la que se calcula la pensión inicial podría conseguir incrementos superiores de lo que la hace disminuir el FEI. Pero lo cierto es que este factor genera una tendencia al deterioro de las pensiones percibidas por período. Ahora bien la buena noticia es que la gente vivirá más tiempo y esto también tiene que ver con el bienestar.

El otro factor de sostenibilidad, el FRA, es aún más complejo. Su objetivo es asegurar los potenciales riesgos demográficos asociados a la tasa de dependencia (el cociente entre pensionistas y cotizantes, ver gráfico 1), y los riesgos económicos de carácter estructural. La propuesta de los sabios al respecto es aplicar a todas las pensiones (existentes y nuevas) este otro factor, que sea función del crecimiento de los ingresos, del número de pensiones, del efecto sustitución (derivado de que los pensionistas que entran anualmente en el sistema lo hacen con pensiones distintas de los que salen), así como de la diferencia entre ingresos y gastos del sistema de pensiones.

Veamos esto con más detenimiento. El indicador que mejor y más claramente refleja todos los riesgos presupuestarios potenciales a los que se enfrenta un sistema de reparto es la diferencia entre sus ingresos (I) y el gasto total de prestaciones contributivas (G). Los ingresos del sistema (I) son resultado del producto del número de cotizantes (C) del sistema, por su base media de cotización (que representa un porcentaje del salario medio) y por el tipo medio de cotización. A estos ingresos por cotizaciones se añadirían las transferencias del Estado para completar pensiones mínimas, los intereses del Fondo de Reserva y otros ingresos que pudieran destinarse al sistema en el futuro. Los gastos (G) se pueden descomponer como el producto del número de pensiones (P) por la pensión media (pm). (esto por no contar que parte de esas transferencias se haen a su vez con préstamos que generar intereses y que se debería tener en cuenta la hora del cómputo pero los sabios de nuevo se quedan cortos)

Visto así, según los expertos, queda claro que la diferencia entre ingresos y gastos del sistema de pensiones públicas reflejará todos los cambios estructurales relevantes que se produzcan en las variables que caracterizan al sistema público de pensiones, tanto los demográficos como los económicos: los cambios en la tasa de dependencia, definida como el número de pensiones sobre cotizantes; los cambios en la tasa de paro, en la tasa de actividad y en los flujos migratorios que se reflejan en el número de cotizantes; los cambios en la productividad que se reflejan en los salarios, que a largo plazo tienden a aumentar a la par que la productividad; los cambios en el tipo impositivo de cotización y otros ingresos potenciales del sistema.

Entonces, de acuerdo al FRA, la tasa de crecimiento nominal (g), que se aplicaría a todas las pensiones en t+1, se calcularía de acuerdo con la fórmula siguiente:

pensiones1

en donde GI es la tasa de crecimiento de los ingresos, GP la tasa de crecimiento del número de pensiones y Gs el incremento de la pensión media debido al efecto sustitución, por las diferencias entre las altas y bajas del sistema.

El coeficiente α mide la velocidad a la que se corrigen los desequilibrios presupuestarios del sistema. El Comité de expertos propone que el valor de α esté entre 1/4 y 1/3. Por ejemplo, si α = 1/3, cada año se corregiría un tercio del desequilibrio existente entre ingresos y gastos. De este modo, en el primer año se corregiría 1/3 del desequilibrio inicial, quedando 2/3. El segundo año se  corregiría 1/3 de los 2/3 restantes, y el tercer año se corregiría 1/3 de los 4/9 restantes. En este ejemplo, pues, en tres años se habría corregido cerca de un 70% del desequilibrio inicial.

Dados estos valores de α, el término entre paréntesis en la fórmula indica que cuando el sistema se encuentre en superávit (I*>G*) las pensiones se revalorizarán por encima de la tasa de crecimiento de los ingresos, menos la de las pensiones y menos el efecto sustitución (GI – GP – Gs). Por el contrario, cuando se encuentre en déficit (I*<G*) las pensiones se revalorizarán por debajo de (GI – GP – Gs).

La barra (−) encima de las tasas de crecimiento indica que éstas se calculan como una media móvil aritmética. El asterisco (*) indica que los ingresos y gastos se calculan como una media móvil geométrica. Ambas medias se calculan teniendo en cuenta un número impar de años determinado (n) y se centran en t. Es decir considera los (n-1)/2 periodos anteriores y los (n-1)/2 periodos posteriores.

A la hora de elegir “n”, y de cara a suavizar el impacto del ciclo económico en la revalorización de las pensiones, los sabios creen conveniente considerar un total de 11 ó 13 años: 5 ó 6 años por delante y por detrás del año en el que se aplica. Argumenta que, teniendo en cuenta la duración media de los ciclos económicos en España durante las últimas décadas, esta elección del valor de “n” parece la más adecuada con la finalidad de evitar un comportamiento excesivamente procíclico del FRA.

En efecto, estos componentes se incluyen con el objetivo de garantizar el equilibrio presupuestario del sistema contributivo de la Seguridad Social, no en todos y cada uno de los períodos, sino a lo largo del ciclo económico. Así, aunque en los años de recesión o crisis pueda no darse dicho equilibrio, sí tiende a conseguirse a lo largo del ciclo gracias a los superávits que se alcancen en las fases expansivas. Se trata, pues, de evitar que la corrección tenga elevados efectos procíclicos. No obstante, más allá de que estos componentes minimizan el efecto procíclico, lo cierto es que la reforma vuelve al sistema más procíclico, ya que hasta ahora es acíclico, es decir que se mantiene en todos los períodos el poder adquisitivo de las pensiones. Esto sin lugar a dudas puede tener un costo en términos de estabilidad macroeconómica.

A medio y largo plazo, el Factor de Revalorización Anual garantizaría que el saldo presupuestario del sistema (I*-G*) converge a cero. Esto es así, justamente, porque los gastos se ven moderados cuando exceden a los ingresos, haciéndolo converger al equilibrio. En esta situación de equilibrio, donde I*=G*, el crecimiento nominal de la pensión media (GPm) vendría dado por la tasa de crecimiento calculada con el FRA (G) más el incremento de la pensión media debido al efecto sustitución (Gs).

pensiones 2

Finalmente, es conviene destacar que el FEI incide en el valor del FRA y sus efectos se contrapesan. Esto es ya que la reducción de la pensión inicial de los nuevos jubilados respecto a la base reguladora, debida a la aplicación del FEI, permite una mayor revalorización anual de la pensión media, redistribuyendo gasto en pensiones de los nuevos jubilados a los antiguos pensionistas. En otras palabras, si no se aplicara el FEI, la pensión inicial de los nuevos jubilados sería más alta, por lo que el gasto también sería más elevado, de manera que la aplicación del FRA resultaría en una subida menor de las pensiones.

En definitiva, la propuesta de los sabios es muy interesante, en tanto plantean una reforma que -de ser exitosa- aseguraría la sostenibilidad del sistema de pensiones, una cuenta pendiente que tarde o temprano se hará presente en economías envejecidas, como la española. Para ello, lograr el equilibrio es inevitable que las pensiones se vean reducidas, suponiendo que la retención al salario no pueda incrementarse. Asimismo, genera una trasparencia importante, especialmente de cara a la decisión del momento de retiro de las personas. Además, genera incentivo a mantenerse más tiempo activos en el mercado laboral, algo positivo para quienes pueden tomar esa decisión, pero no tan beneficiosa para los que no tienen esa posibilidad.

Una de las limitaciones se refiere al carácter cíclico del mecanismo. En momentos de auge, cuando el empleo crece, se generaría un superávit en el sistema, que en parte sería plasmado en mayores incrementos de los haberes. Por el contrario, en momentos de recesión, afloraría un déficit, y por tanto los montos percibidos se variarían en una menor proporción. Esto podría tener algunos efectos contraproducentes en términos de estabilidad macroeconómica.

Es posible que este comportamiento cíclico de la reforma se haya elaborado pensando en la política actual del gobierno nacional, tendiente a generar ajustes con el objetivo de equilibrar las cuentas públicas. Aquí radica el mayor de los problemas de la propuesta. Reducir en la actualidad a las pensiones, desestimulará aún más la demanda agregada, potenciando la recesión y la pérdida de puestos de trabajo. Así, el déficit del Sistema de pensiones se profundizará, siendo necesarios nuevos ajustes en los montos, que quedaría definidos en forma automática por la regla propuesta. Es posible que éste sea el motivo último de la reforma. También es probable que por este mismo motivo, el Comité de expertos, no quisiera definir los plazos de aplicación de la reforma ni la cantidad de años de duración del ciclo económico, utilizados para calcular los promedios de los ingresos y los gastos, con los que se ajustan los haberes. Así, por un lado, dejan conforme al gobierno, que conserva esa discrecionalidad. Por otro, conforman a los sabios que consideran que no es momento de reducir las pensiones.

La crisis del cierre y el techo en Estados Unidos es un problema ideológico

US debt ceiling government shutdown, became into an ‘ideological crusade’

The shutdown in the United States government and the discussion of increasing the debt ceiling has opened a debate of all levels and in all countries.

El cierre del Gobierno en Estados Unidos (ya van dos semanas) y la discusión sobre incrementar el techo de la deuda (vence el próximo viernes) ha abierto el debate en todos los ámbitos y en todos los países.

No me voy a detener a explicar lo que significa cierre y techo porque mas o menos todos los medios llevan tiempo explicándolo pero, si quería hacer un breve apunte sobre el trasfondo ideológico que se abre detrás de todo esto, tema que sin duda tampoco escapa a los premios Nobel en Economía (ya que se da una de cal y una de arena al menos en lo ideológico:  ver el artículo de Carbó en el país )

El cierre se produce y es un mal menor sencillamente porque la idea republicana era aprovechar el momento y juntar este tema (una autorización presupuestaria que en principio no tiene efectos ni catastróficos ni globales) con la autorización para seguir aumentando la deuda o lo que es igual para pagar la deuda Estados Unidos necesita mas deuda (nos suena esto verdad) y este último en caso poco probable que suceda si sería de consecuencias catastróficas y afectaría la economía mundial hasta tal punto que pocos se atreven a predecir.

Por otra parte está en juego la reforma sanitaria (Obamacare) aprobada en un contexto de plena democracia (ambas cámaras) y revisada por los jueces (es constitucional) que entraba en vigor el 1 de octubre y que al final entró (por cierto con bastante mal pié pues como dicen en los corrillos    aprobada la ley aprobada la trampa)

Por eso de lo que se trata es de un debate que Obama parece plantar cara (no tiene mucho que perder porque es su segundo mandato) y también parece que lo quiere el Tea Party (el ala conservadora del partido republicano) pero lo que si es cierto es que la mayoría de la cámara no lo quiere y por eso al final se aprobará y todo seguirá adelante, al menos en el corto plazo.

El debate tiene 3 caras:

1. El problema no es que el gobierno gaste sino en qué se gasta el gobierno el dinero, por eso los demócratas quieren gastar en temas como la salud y la educación y los republicanos no aceptan cambiar la esencia de la libertad económica permitiendo que el Estado cuide de algo como la salud. Sin embargo si acepta otro tipo de gasto como los militares porque eso está en la esencia de la constitución.

2. Lo que se discute es que los impuestos deben bajar en algún momento y si el gobierno compromete gasto y  deuda eso no será posible para el discurso electoral de los republicanos y las elecciones están  a la vuelta de la esquina.

3. La deuda de Estados Unidos (unos 17 billones, prueben de poner ceros a esta cifra) ha llegado a niveles muy alarmantes y por ello los republicanos quieren que sea Obama quién pague el coste de poner coto a la deuda, mientras lo  cierto es que los intereses que se paga por la deuda en términos reales es casi cero y los demócratas dicen que si esto sigue así lo primero suben los intereses con lo cual  pagaremos mas por menos, además de los efectos colaterales que serían insospechados. Pero el debate no está en la deuda sino como se origina esa deuda y en este caso Obama se supone que la aumenta en parte creciendo el estado de bienestar.

¿Que pasará? no se sabe lo mas probable es que todo se arregle de última hora y por poco tiempo para no bajar la tensión del debate donde los republicanos quieren menos Estado y Obama quiere más Estado

Quizás también ha llegado el momento en Estados Unidos que pueda aparecer un tercer partido y así las cosas cambiarían……

Por ahora la estatua de la libertad se va abrir mañana y lo paga el gobierno de New York y eso es una buena noticia pero solo para los turistas..

11

Una golondrina no hace verano

One swallow does not make a summer.

Most of the times this month shows an increase in the work force. These means that there are more job positions available and less unemployment. At least for a little while during the year. Specially because the tourism activity restarts due to the good weather and several campaings in the outdoors begin and there are also a lot of projects under construction.

La semana pasada se publicaron los datos de afiliaciones a la seguridad social de mayo. Este mes es siempre un período de incremento estacional del empleo. Esto significa que los puestos de trabajo crecen, y el paro baja, por el momento del año, en donde empieza a reactivarse la actividad del turismo dada la llegada del buen tiempo, comienzan varias campañas en el campo y en la construcción se inician varias obras.

Este año no fue la excepción. En mayo el empleo registrado se incrementó fuertemente, al aumentar el número de afiliados a la seguridad social en casi 135 mil personas. De esta forma, el desempleo se redujo en caso 100 mil personas. Así, para sorpresa de muchos, en 2013 se experimentó el mejor mayo a nivel del mercado de trabajo desde 1997. Como suele suceder en este mes del año, el empleo se incrementó de la mano de la hostelería, que explicó casi la mitad de la subida de las afiliaciones, mientras que la tercera parte se concentró en Baleares.

Si se toman los datos desestacionalizados, de forma de identificar qué parte de esta mejora es permanente y que parte se revertirá una vez pase el verano, la imagen es muy diferente. El empleo estable se habría elevado en 5.600 personas, lo que provocó una caída permanente en el desempleo de 300 desempleados. Asimismo, la contratación indefinida ha caído al mínimo en 16 años, dado que solo se registran 7,4 contratos indefinidos por cada 100 temporales. De este modo, si bien el dato es bueno, por ser una reversión de la tendencia, la mejora aún no es significativa.

Lo más preocupante es que desde el Gobierno se utilizó a este dato relativamente para anunciar su convencimiento acerca de la dirección de la política económica. De esta forma, utilizan un dato puntual para justificar una política que ya ha provocado numerosas “malas noticias”, entre ellas que la misma tasa de paro se sitúa en el 27% de la población económicamente activa. El paso siguiente de ajuste parece ser en las pensiones, un ingreso que actualmente no solo es el responsable de la manutención de los abuelos, sino que en muchas familias se convirtió en el ingreso más importante y estable.

La reforma de sistema de pensiones apunta que su monto se desligaría de la evolución del nivel de precios (IPC), para pasar a ser función de la salud de las cuentas de la Seguridad Social y de la esperanza de vida. En un momento en que el empleo se encuentra en niveles muy bajos, por lo que se resientes los ingresos de la Seguridad Social, este mecanismo no puede dar otro resultado que una caída en el poder de compra de las pensiones. Así, se toca la partida presupuestaria que faltaba, completando un combo de menor empleo, salarios más bajos, recortes en salud y educación, aumento de impuestos, etc.

En este contexto es difícil que el buen dato de empleo de mayo se consolide para pasar a ser una nueva tendencia y haber tocado finalmente fondo. Por el contrario, mientras sigan este tipo de políticas de ajuste y por tanto la demanda no crezca, los datos de empleo van a seguir empeorando. Eso sí, puntualmente, en algunos meses, habrá algún dato relativamente favorable, que podrá ser utilizado para mostrar el buen curso de la política.

En un próximo post analizaremos el tema de las pensiones tanto desde el punto de vista de la nueva propuesta como desde el punto de vista conceptual (por ejemplo ¿sabían ustedes que las reservas de la seguridad social están invertidas en bonos de España en un porcentaje muy elevado?). Por ahora nos quedamos con la misma idea, mientras España avanza a pasos muy lento, el lastre de la deuda anuncia malos tiempos y es hora de pensar que muy pronto el debate sobre el impago reaparecerá.

paro

La crisis de Europa acaba de comenzar……….

Banco Central de Japón

The Europe crisis is just beginning ……….

You reap what you sow …

In the last days there have been published the latest statistics of growth of most developed countries. The evolution seems to start showing the effectiveness of the different strategies to deal with the new deceleration of developed economies, which in several cases already it has become recession.

Cosecharás lo que siembras…

En los últimos días se publicaron las estadísticas de crecimiento del primer trimestre del presente año de los principales países desarrollados. La evolución parece empezar a mostrar la efectividad de las diferentes estrategias seguidas para hacer frente a la nueva desaceleración de las economías desarrolladas, que en varios casos ya se ha convertido en recesión.

Al respecto, Japón lanzó en noviembre un ambicioso plan de estímulo tanto monetario como fiscal. En relación al primero, el Banco de Japón se propuso duplicar la base monetaria en un plazo de dos años, a través de la compra masiva de títulos de renta fija públicos y privados. Por el lado fiscal, se anunciaron obras públicas por un monto de 100.000 millones de euros. El objetivo del plan es fomentar el bajísimo crecimiento que evidenció el país en 2012 y salir de una vez por todas de la situación de deflación que lo aqueja hace ya más de una década. En efecto, el Banco de Japón anunció que la ampliación de la base monetaria continuará hasta que la inflación no se ubique en torno al 2% anual. Los primeros resultados del plan son mejores a los esperados, pues el primer trimestre del presente año presentó un crecimiento desestacionalizado de 0,9%, escapando así de la recesión e incrementando todas las previsiones de los próximos períodos.

Sin embargo, la política seguida por Japón no es nueva ni innovadora. Por el contrario, Estado Unidos ya la viene implementando desde el inicio de la crisis. Los resultados saltan a la vista, ya que después de la caída inicial de finales de 2008 y principios de 2009, el gigante norteamericano no volvió a mostrar tasas de variación del PIB negativas. Pero un dato reciente ha sorprendido a los analistas: a pesar de los estímulos fiscales, el déficit del país no solo se redujo, sino que va a presentar valores menores a los esperados. En efecto, el parecer va a terminar el año fiscal 2012 – 2013 con un déficit fiscal del 4% del PIB, cuando se proyectaba que alcanzara el 5,3%.

Por su parte, la Zona Euro exhibió un decrecimiento de 0,2% en el primer trimestre del año, alcanzando así la recesión más larga de su historia. De los países más grandes de la región, solo Alemania se salva –y por muy poco- de estar en recesión. En cambio, Francia mostró la cuarta caída en los últimos cinco trimestres, mientras que Italia y España llevan ya su séptimo trimestre de caída consecutiva.

¿Cuál es el motivo de este diferente comportamiento? Desde ya que son varios, pero a grandes rasgos puede destacarse que mientras Japón y Estados Unidos mantienen políticas monetarias y fiscales expansivas, la Zona Euro recomienda recortes al gasto público y el Banco Central Europeo sigue sin participar de forma tan activa como otros bancos centrales. El ejemplo más claro es la negación de las autoridades monetarias europeas a comprar deuda pública, que contrasta con la actitud de los bancos de Estados Unidos y Japón comprando no solo deuda pública sino también privada. El argumento utilizado es el posible incremento de la inflación, cuando el resto del mundo desarrollado lucha contra la deflación. Así, además, Europa se priva de una fuente de financiamiento que permitiría reducir los recortes e incluso hacer algo de política fiscal contracíclica.

Un último comentario en relación a las políticas monetarias expansivas de Estados Unidos y Japón. Si bien el argumento para actuar de esta forma es reducir los tipos de interés y así fomentar la demanda privada, este comportamiento también provoca una ampliación de la oferta de Yenes y Dólares, lo que reduce su precio. En otras palabras, deprecian su moneda, haciendo más competitiva su economía y beneficiándose no solo del mayor gasto interno, sino también de la demanda externa. Esto, desde ya, es en detrimento de la demanda de otros países. El Banco Central Europeo, realizando una menor política expansiva no solo pone en duda el cumplimiento de las obligaciones de los países miembro e impide que los tipos activos se vean reducidos, sino que también provoca una apreciación relativa de la moneda. Este juego de modificaciones del valor de las monedas, de modo de obtener una ventaja en detrimento del resto de países, con el objetivo de salir de la recesión o fomentar el crecimiento, se denominó guerra de divisas. Es cierto que no es una situación deseable y que requeriría una coordinación internacional para evitarla, pero en este caso, quien no entre en la guerra, saldrá derrotado.

Quizás vale la pena insistir en el argumento de la inflación porque claro que es posible un rebrote inflacionista si los estímulos no se retiran a tiempo, pero pensar en ello en estos momentos, donde está en juego la supervivencia del EURO, es casi un absurdo.

Los anuncios del gobierno y el desempleo….

Sin título

The Government announcements and unemployment….

The adjustment measures and unemployment affects 27.2% of those who wants to work

I will not comment the adjustment measures announced by the Government last Friday because it’s not worth it, generate as many expectations for doing nothing is as serious as Montoro laugh when he announces that at the end of the legislature we will be better than today, but worse than before .

Las medidas de ajuste y el desempleo que afecta al 27,2% de los que quieren trabajar

En cuanto a las medidas de ajustes anunciadas por el Gobierno el viernes pasado, la verdad es que no vale la pena comentarlas pues han sido inexistentes, generar tantas expectativas para no hacer nada es tan grave como la risa de Montoro cuando anuncia que al final de la legislatura estaremos mejor que hoy, pero peor que al principio. Ante esto solo me queda pensar lo peor y es que el Gobierno tiene muy pocas ideas o muy poco margen para hacer algo que nos saque de la crisis. La situación está tocando límites y en poco tiempo veremos un deterioro en las relaciones sociales fruto de una acumulación de varios años que será difícil de parar. Mientras seguimos jugando a los emprendedores (es un insulto a la inteligencia) y no se pierdan a la vicepresidenta anunciando “rebajas impositivas para los emprendedores extranjeros que quieren instalarse en el España”. En fin esperemos otro día de anuncios más fructíferos, a estas alturas ni los sindicatos se atreven a anunciar un huelga general por miedo a su falta de representatividad. Ni las cadenas oficiales se atreven a echar la culpa a Merkel de las medidas …..

Pero lo cierto  es que un día antes del viernes hubo otro anuncio……

El jueves pasado el INE publicó la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al primer trimestre de 2013. El dato más esperado que contiene esta encuesta es el desempleo. Como se fue comunicando desde este blog, así como desde tantos otros medios, el dato no podía ser bueno. En medio de una profunda recesión, con una política económica totalmente procíclica, es decir de ajuste tras ajuste, solo podía traer como resultado más recesión, más desempleo. En efecto, en los primeros tres meses del año se destruyeron 322.300 puestos de trabajo, esto significa que 3.600 personas por día perdieron su empleo. De esta forma, la cantidad de empleados alcanzó en menor nivel desde 2002, mientras que la tasa de paro alcanzó al 27,2% de la población económicamente activa. Realmente un despropósito.

Asimismo, este dato no fue peor por dos efectos. El primero, la disminución de la población activa. De esta forma, personas sin trabajo dejan de ser consideradas desempleadas para pasar a ser inactivas. Es cierto que parte de la caída de la PEA se debe también a las emigraciones a otros países de españoles y extranjeros que vivían en España, en búsqueda de mejor suerte. Pero este hecho no es un paliativo, dado que tampoco es una buena señal, sino todo lo contrario. Simplemente para dar una idea, 61.800 españoles salieron del mercado de trabajo en el trimestre, mientras que 23.000 inmigrantes  han dejado España para radicarse en otro país.

El otro efecto que permitió un dato “menos malo” fue que semana santa haya caído en marzo en lugar de abril. De esta manera, los puestos de trabajo generados por el turismo disminuyeron la cantidad de desempleados. Consuelo de tontos, pues este empleo transitorio va a ser desempleo en el próximo dato.

En definitiva, al igual que en los últimos cinco años, las noticias económicas de hoy son muy malas. Para peor, esta semana ni siquiera podemos consolarnos con los éxitos deportivos.  La realidad en estos momentos es que pronto habrá más de 6,5 millones de desempleados, de los cuales las dos terceras partes no tendrán prestación por desempleo. Mientras tanto el gobierno preocupado por reducir el déficit, cuando la situación social corre riesgo de hacerse insostenible.

España, con el nivel de deuda más alto en más de un siglo

Spain, with the highest level of debt in more than a century.

The public borrowing numbers announced last week by the IMF leave Spain  bad  off. In the last five years, the debt increased by 500 billion euros, causing many doubts about the ability of our country to face its obligations.

España, con el nivel de deuda más alto en más de un siglo

Las cifras de endeudamiento público anunciadas la semana pasada por el FMI dejan a España muy mal parada. La deuda del Estado español se situó en 2012 en 882 mil millones de euros, es decir un 84% del PIB, porcentaje que no se alcanzaba desde 1910. Así, el año pasado la deuda creció en 146 mil millones (14 puntos porcentuales del PIB), a un promedio de 400 millones por día. Asimismo, en los últimos cinco años, la deuda se incrementó en 500 mil millones de euros, lo que provoca muchas dudas acerca de la posibilidad de nuestro país de afrontar sus obligaciones.

2

Fuente: EL PAÍS

Los motivos de este fuerte aumento son varios. Entre ellos, se destaca por su importancia el déficit público, que a pesar de los esfuerzos realizados no se logra reducir, debido al efecto contractivo sobre el PIB y los ingresos. Otro motivo es justamente la caída del producto. Como la deuda se suele medir en términos del PIB, una reducción de éste genera un alza en el indicador. A estos motivos se le suma el rescate para capitalizar a la banca, por un monto de 40 mil millones, que se inyectó en BFA-Bankia, CatalunyaBanc, NCG Banco y Banco de Valencia, así como  para proveer de recursos al banco malo. Este ha provocado que diciembre de 2012 sea el mes de la historia de España en que más creció la deuda. Por otro lado, el plan de pago a proveedores provocó que deuda antes no contabilizada pasara a ser considerada. Finalmente, la deuda también crece por la parte asignada a España de los préstamos para los rescates de Grecia, Portugal e Irlanda.

Sin embargo, lo más preocupante no es el monto de la deuda. Hay muchos países más endeudados que España, entre ellos Estados Unidos, Japón, Italia y Alemania. El problema es que la economía de cada país soporta un monto de deuda máximo que no es el mismo. Desde ya que Alemania, Japón y Estados Unidos se pueden permitir una mayor endeudamiento que España. Pero esto no es todo. También preocupa la evolución de la deuda, ya que se espera que termine el presente año en torno al 90% del PIB. A su vez, esto no es inocuo en términos de déficit. Desde ya que a mayor nivel de deuda, más recursos se deben destinar al pago de los intereses, por lo que más recortes son necesarios para cumplir con los objetivos de déficit. Por último, un nivel muy elevado de endeudamiento deja al país sumamente vulnerable a las variaciones del tipo de interés, que en este contexto se espera que vayan al alza. De continuar esta tendencia, el incumplimiento de pagos, desde mi punto de vista, será inevitable.

2012_7_20_PHOTO-76120b7c60498d514f089dc72d549e1c-1342773717-77

Europa ya no es lo que era…….

Europe is no longer what it was…

The European Union in a full economic recession.

The latest growth figures confirmed that the recession in Europe not only affects the peripheral countries of the South, but also to large northern economies. Europe is another case of the long list of failed attempts to way out of a recession by adjustment policies.

La Unión Europea en plena recesión

Los últimos datos de crecimiento confirmaron que la recesión en Europa no solo afecta a los países periféricos del sur, sino también a las grandes economías del norte. Este comportamiento no es una sorpresa, sino lo esperable a la luz de las políticas contractivas y a los estrechos lazos comerciales entre los países de la Unión Europea. La historia ya nos mostraba que el momento adecuado para la austeridad es el auge, no la recesión. Europa, hoy, no es la excepción, sino un caso más a la larga lista de intentos fallidos de salir de una recesión por la vía del ajuste.

La semana pasada se conocieron los datos de variación del PIB del cuarto trimestre de 2012 de varios países y de la Euro Zona. Se destaca la caída en el nivel de actividad de las cuatro economías más grandes de la Europa: Alemania (-0,6% en relación al trimestre anterior), Francia (-0,3%), Italia (-0,9%) y España (-0,7%). Asimismo, Portugal sigue mostrando una recesión espeluznante (-1,8%). Estas cifras son peores que todas las previsiones hechas tanto por la Comisión Europea, el Banco Central Europeo, el FMI y la mayor parte de analistas privados.

Crecimiento de la Zona Euro y países seleccionados

Variación trimestral, datos desestacionalizados1

Fuente: elaboración propia sobre la base de Eurostat

Dados estos resultados, la Zona Euro presentó una contracción de 0,6%, la mayor caída desde 2009 y el quinto trimestre consecutivo de variación negativa. Incluso, si ampliamos el tamaño de la región, tampoco se logran mejores resultados, ya que la Unión Europea (27 países) muestra una reducción del nivel de actividad de 0,5%. Es evidente que, a pesar del crecimiento de los países del este, su tamaño no logra compensar la caída en las economías principales. A partir de estos resultados, es evidente que 2013 va a ser un año muy difícil para la UE.

El caso alemán es particularmente ilustrativo, ya que era el único de los países grandes de Europa que aún no mostraba signos de recesión. Esperemos que ante este escenario, y siendo un año electoral, Merkel se decida finalmente por hacer algún tipo de política de estímulo. Por su parte, Francia ya anunció que no será capaz de cumplir con el objetivo de déficit de 3% del PIB para 2013, pero eso no significa que hayan modificado su postura en relación al tema. Por el contrario, afirmaron que el objetivo de déficit cero para 2017 va a ser cumplido. En relación a Italia y España ya no queda mucho que decir: con sus políticas fiscales contractivas hacen todo lo posible por no salir de la recesión, a la vez que no logran la consolidación fiscal.

En otras regiones, Estados Unidos continúa sin retirar los estímulos fiscales, mientras que Japón anunció una política fiscal de estímulo cercana a los 87.000 millones de euros para revertir la situación. Claro que ambos países cuentan con un Banco Central dispuesto a financiar al sector público en estos casos excepcionales. ¿Y el fantasma de la inflación? En Estados Unidos controlada, en Japón sin lograr incrementarla hace décadas. Ya quisieran ellos unos puntos más de inflación para reducir sus deudas.

En Europa también se cuenta con la posibilidad de que el Banco Central financie ciertos países que lo necesiten temporalmente. Una forma es a través de la compra directa de deuda. Pero solo existe esa posibilidad si se pide el rescate, el cual viene con un paquete de ajusta fiscal extremo, por lo que sería contraproducente.

En definitiva, Europa sigue en recesión, y la amplía hacia países que hasta ahora aguantaban. Así, no solo se genera desempleo, sino que tampoco se avanza hacia la sostenibilidad fiscal. Otros países del mundo desarrollado no están mucho mejor, pero al menos parecen intentar algo diferente a seguir ajustando. La esperanza que nos queda es que Alemania, ante su contracción y las elecciones próximas, se anime finalmente a estimular la economía, y una vez pasadas las elecciones permita atrasar los recortes de países con mayores problemas. Esperemos que hasta entonces, ya no sea demasiado tarde.

El problema de fondo es que Europa pierde peso y competitividad y aquél “spirits animal” que nos hacía ser desarrollados comienza a desaparecer. Creo que ya es hora de pensar que el mundo de nuestros hijos ya no será el de una Europa con liderazgo e innovación. Mucho me temo que esos espacios están reservado para otras zonas del planeta.

europa

Repasando temas de “Deuda Pública y Privada”….

Reviewing issues of “public and private debt” ….

Today we are going to continue this section talking about the debt in Spain. I think this issue previously required an explanation on some basic concepts, for later understand some questions that we ask ourselves day by day.

Hoy continuamos esta sección con un tema como el de la Deuda en España. Me parece que este tema requiere una explicación sobre algunos conceptos para entender algunas preguntas que nos hacemos todos los días….

¿Cuán endeudados estamos realmente?

Continuando con el nuevo bloque “repasando temas de economía”, en esta oportunidad vamos a tratar un tema en muy boga últimamente: la deuda soberana. ¿Cuándo un país se encuentra muy endeudado?

Todos los días aparecen noticias en los diarios y en la televisión acerca del enorme esfuerzo que debe hacer España para enfrentar los pagos de su deuda externa y las dudas acerca de su capacidad de pago. Una primera mirada a un simple gráfico hará que todas estas cuestiones, que ya tan arraigadas las tenemos, resulten al menos llamativas. Como se puede ver en el gráfico siguiente, España es de los países desarrollados menos endeudados. Entonces, ¿por qué se duda de nuestra capacidad de pago y no de la de Japón, país que lidera la lista, o de Estados Unidos o Alemania, quienes tienen en endeudamiento en términos del PIB mayor a España?

Deuda bruta del gobierno general

% PIB

Fuente: International Monetary Fund, World Economic Outlook Database, October 2012

En primer lugar, una aclaración. El indicador que observamos no es el endeudamiento en términos monetarios, sino en términos del producto bruto interno anual (PIB), es decir de todo lo que produce una economía en el lapso de un año. Esto es así porque justamente una parte de esa producción será, indirectamente, la destinada al pago de la deuda. El camino es el siguiente: el Estado recauda impuestos sobre una gran diversidad de bases imponibles (el consumo, las ganancias, etc.). Estas bases imponibles están estrechamente relacionadas con la producción. Entonces, una deuda en términos absolutos no nos dice nada acerca de la capacidad de pago. Por ejemplo, la deuda nominal de Estados Unidos sería por magnitud impagable para cualquier otro país. Del mismo modo, la deuda de Grecia, para muchos impagable por dicho país, sería insignificante para otros países, entre ellos España. Entonces, se toma la deuda en relación del PIB, para dar cuenta de la capacidad de pago de la economía.

Hecha esta aclaración, queda por contestar la pregunta principal de este post. Si España está entre los países menos endeudados en términos del PIB dentro de los países desarrollados, entonces ¿por qué se duda tanto de nuestra capacidad de pago?

En primer, una obstáculo es que al no tener Banco Central propio, España no posee la capacidad de emisión de la moneda en la que está denominada su deuda. En otras palabras, si un país está endeudado en una moneda cuya emisión tiene potestad, entonces ante cualquier dificultad para recaudar lo necesario para hacer frente a los pagos de la deuda, siempre queda la opción de emitir dinero. Si bien muchos economistas advierten acerca del riesgo inflacionario, entre otros, de esta práctica, muchos otros la desestiman o la toman como un mal menor, mientras que en la realidad es lo que hacen muchos países, entre ellos Estados Unidos. Pero España no tiene la potestad autónoma de emitir Euros, por lo que para pagar su deuda solo le queda la opción de recaudar impuestos. Perder la capacidad de emisión es perder la capacidad de hacer política monetaria

Luego, también se deben tener en consideración los plazos de vencimiento de esa deuda. Un país puede tener un porcentaje de deuda sobre PIB muy bajo, por ejemplo 25% como Australia, pero que toda esa deuda deba ser pagada en un mismo año. Si no se hacen los ahorros necesarios en los años previos, pagar en un solo año el equivalente a la cuarta parte de la producción anual de una economía es prácticamente imposible. Por lo tanto, ese país de seguro caería en default. Por el contrario, una país con un cociente de endeudamiento elevado, por ejemplo más del 100% del PIB como Estados Unidos, puede tener plazos de vencimientos muy a largo plazo, por lo que puede tener tiempo para generar el ahorro para el pago, o incluso para que la economía crezca y ese porcentaje se reduzca por el simple hecho del aumento del PIB. Como vemos en el siguiente gráfico, el 9% de la deuda española tiene un vencimiento menor a un año, es decir que España debe pagar o renegociar más del 6% del PIB en deuda en los próximos 12 meses.

Deuda española por vencimiento

% del total

Fuente: Eurostat

Esto abre otro campo de discusión. Si hay confianza en la capacidad de pago del país, muchas veces no importa tanto qué porcentaje de la deuda vence en el corto plazo, porque se da por sentado que la mayor parte de ese monto se renegociará. Pero si no hay tanta confianza en la solvencia del país, entonces muchos inversores no aceptarán renegociar la deuda y solicitarán el cobro en efectivo. En ese caso, sí importa que el país cuente con los recursos líquidos necesarios. Esta confianza, en parte, es la que lleva a que para países como Alemania, Reino Unido o Estados Unidos, con porcentajes de deuda mayores a los de España, no se ponga en duda en con tanta insistencia su capacidad de pago.

Por último, pero no por ello menos importante, se debe tener en cuenta el interés que paga la deuda contraída. Por mayores que sean los plazos del capital de las deuda, los intereses se suelen pagar todos los años. Un país que tenga una deuda con vencimiento a largo plazo, pero cuyos intereses sean muy elevados, puede presentar problemas de solvencia por la dificultad de hacer frente, ya no al principal de la deuda, sino a los intereses. España, los últimos años, ha venido sufriendo subas cada vez más importante en los intereses que debe ofrecer para colocar deuda. Básicamente, esto es la famosa “prima de riesgo”. Que la prima esté en 450 puntos básicos, significa que España está pagando por su deuda 4,5 puntos porcentuales más que Alemania.

En definitiva, las dudas acerca de la solvencia de España no radican tanto en su nivel de deuda en relación el PIB, sino más bien en su vencimiento, y más aún debido al elevado interés que se paga. Se debe tener en cuenta que la hiperinflación alemana de posguerra se produjo principalmente por los elevados costos que los aliados le impusieron, los cuales representaban el 8% del PIB anual. España, con una deuda del 70% del PIB (y creciendo), 9% de la cual se debe hacer frente en los próximos 12 meses (es decir, más del 6% del PIB) y un interés que alcanza casi al 6% anual (es decir, otro 4% del PIB, totalizando un 10%), se enfrenta a un calendario de pagos muy exigente. Para ello, deberá renegociar buena parte de la deuda, pero para ello se le exige cada vez más intereses, lo que a su vez agrava el problema.

Un elemento adicional es el incremento de la deuda que se genera porque no somos capaces de tener más ingresos que gastos en el Estado:  eso que se llama déficit del sector público es la cifra que debemos sumar a nuestra deuda: por ejemplo si este año el déficit del estado es del 6%, hay que agregar para el año 2013 ese incremento del endeudamiento que a su vez genera intereses. Si sumamos esto a la cifra anterior del 10%, España tiene un esfuerzo teórico de 16% (si el déficit no se coloca a largo plazo) tema que sin duda pone en tela de juicio nuestra solvencia

Parte de la solución está en manos del Banco Central Europeo, y sus posibles compras de deuda soberana. Pero ya avisaron que para eso España tiene que pedir el rescate completo, lo que posiblemente terminará haciendo pues necesita como agua de mayo que al menos bajen los intereses.

Otro tema que es necesario explicar sobre la deuda es que debemos dividir la administración central (de la que estábamos hablando) y las comunidades autónomas. Son éstas últimas las que han aumentado de manera considerable su endeudamiento en 2011: un 17% más y ya representa un 13,1% del PIB de España. Desde 2008 la deuda de las comunidades se ha incrementado un 130%. La suma de ambas es la “Deuda Pública”

Por último hay que aclarar que la deuda pública (de la administración y de las comunidades) no es lo mismo que la deuda privada. En la gráfica se puede ver desde el año 1994 y hasta 2011 como ha evolucionado la deuda pública y privada. Esta última representa el 200% del PIB en 2008 y ha crecido al 10% anual desde el año 2001, lo cual significa que el sector privado que ha empujado el crecimiento lo ha hecho a través del crédito. Desde 2009 el sector privado ha ido disminuyendo suavemente su deuda o sea ahorrando más. Ese es el motivo por el cual muchos afirman que no es posible que en una economía ahorren todos: sector público y sector privado sino el despegue no es posible, a menos que vengan nuevos inversores de fuera.

Lo importante es destacar que el endeudamiento global de España ha llegado a ser en 2011 cercano al 270% cifra que sin duda genera una llamada de alerta.

PD: para analizar y comparar la deuda privada de los países puede consultarse:

http://data.worldbank.org/indicator/FS.AST.PRVT.GD.ZS/countries/1W?display=default

Navegador de artículos